Categorías

Toallitas Gratis

Colutorios

Hay 6 productos.

Los colutorios infantiles con flúor están indicados principalmente cuando se les considera niños de alto riesgo de padecer caries dental, gingivitis o enfermedad periodontal como:

- Niños con aparatología ortodóncica, donde es más fácil que se presenten zonas en las que se acumula la placa bacteriana y sean más complicadas de limpiar.

- Niños discapacitados.

- Niños con determinadas medicaciones crónicas que pueden producir una reducción del flujo salivar, como los inhaladores para el asma.

- Niños con malos hábitos alimenticios.

El uso de colutorios bucales en niños es útil y siempre tiene que ser un complemento del cepillado dental.

Los enjuagues bucales más utilizados en los niños llevan en su composición fluoruro sódico al 0,05% para uso diario (225 ppmF), o al 0,2% para uso semanal (900 ppm F).

La utilización de colutorios está indicada cuando un niño es capaz de realizar un enjuague sin tragar el producto, ya que en ningún caso se debe de ingerir. Esto suele suceder a partir de los seis años.

En niños con un elevado riesgo de caries, en los que está indicado el uso de enjuagues como medida preventiva, pero que no tienen capacidad de controlar el enjuague (normalmente menores de 6 años), hay otras formas de aplicación tópica con ayuda de un bastoncillo por parte de los padres.

Se deben enjuagar con 10 ml de colutorio durante 1 minuto y después escupir todo el colutorio. Debe evitarse comer o beber nada durante media hora después del enjuague del colutorio de flúor.

También existen colutorios para antes del cepillado, que tiñen los restos de comida, previo al cepillado, y lo hacen más interesante y efectivo. Pueden ayudarse también con pastillas reveladoras de placa, que les muestran las zonas donde hay que insistir más con el cepillado.