# General, Piel sana, Piojos, Salud infantil

¿Tendrá piojos?

Tendrá piojos?El principal indicador de la presencia de piojos son los picores causados por la saliva que genera el piojo al picar sobre el cuero cabelludo para alimentarse y que en la mayoría de los niños provoca una pequeña lesión rojiza (prurito).
También es normal que se presenten excoriaciones, lesiones debidas al rascado, y otras manifestaciones de tipo alérgico que pueden producir infecciones y dermatitis. Generalmente, cuanto mayor es el picor, mayor es el grado de infestación. Sí el niño ha sufrido infestaciones anteriormente, la molestia será mayor puesto que la zona estará sensibilizada.

Síntomas que necesitan tratamiento

Siempre que se produzca alguna de las siguientes situaciones deberemos emplear un tratamiento pediculicida:

  • Picor y presencia de piojos.
  • Sin picor y presencia de piojos.
  • Picor y presencia de liendres.

Síntomas que NO necesitan tratamiento pediculicida

  • Presencia de liendres, pero sin picor. Deben extraerse con una lendrera y examinar a diario la cabeza.
  • Picor sin presencia de liendres ni piojos. En este caso, tras haber descartado la presencia de liendres o piojos habría que analizar la existencia de otras patologías, por lo que lo más recomendable es la visita al médico.

La mejor manera de comprobar si hay piojos en la cabeza es examinando el cuero cabelludo con la ayuda de una lendrera. En el siguiente video puede se aprecia perfectamente el movimiento del piojo por la cabeza tratando de huir: